¿Quién era yo antes de olvidar quien soy ahora?

22.7.17

Literatura y lenguaje

A veces cuando me pongo a pensar en la literatura como arte no puedo dejar de percibir o notar esas diferencias con otras artes como la pintura, la música o la escultura por ejemplo, cada arte está asociado al placer estético de algún sentido, a su deleite, o en dado caso a su provocación, de este modo la pintura se vale de colores, brillos, sombras y otros matices visuales para provocar los ojos, el pintor plasma su obra sobre un lienzo y lo que hay sobre este lienzo es lo que provoca; en cuanto a la música el artista trabaja con sonidos y silencios, con armonías y ritmos y aunque la obra en sí no da como resultado algo material, algo tangible, para poder crearla si se requiere de esto, los instrumentos musicales, y aun cuando alguien sólo escribiera su música en partituras y creara así su obra esta no estaría completa si en algún momento no se ejecuta, así que el fin musical es precisamente deleitar oídos y no ojos, en la escultura por ejemplo se puede combinar tanto lo visual como lo táctil, -aunque irónicamente luego en los museos no dejen tocar la obra- El arte es para disfrutarse, y al pensar sobre la materia prima de la literatura, sobre la manera en que deleita, primero pensaba que la literatura trabajaba con ideas, por ejemplo la idea de un cuento, aunque no precisamente porque la poesía puede estar más cargada de sentimientos que de ideas, además todo arte parte de ideas y sentimientos, entonces más bien la materia prima de la literatura serían las palabras, así como en la pintura lo son las imágenes y el canal es visual, así como en la música la materia prima son los sonidos y silencios y su canal es auditivo, pero entonces ¿cuál es el canal de la literatura? Aunque esta pueda ser leída directamente –visual-  o alguien más me lea –auditivo- incluso si una persona ciega lo hace mediante el Braille –táctil- el principal canal de la literatura es el lenguaje, porque de nada sirve el modo en que adquiera las palabras si no las entiendo, no tendrían sentido y no llegarían a mí.

¿Qué es lo maravilloso del lenguaje? Debe ser su capacidad expresiva, todas las posibilidades de interrelación que nos ofrece, supongo también por lo misterioso e indescifrable de su preciso origen y un poco del asombro de sus límites y sus alcances, lo reconfortante de sus formas; la poesía, un cuento, las palabras de un amante o un ser querido en una carta, un ensayo ameno e interesante, etc. Lo lúdico de su maleabilidad. Agarrar, apretar, estirar, mezclar, morder, estrujar las palabras, ese debe ser su encanto.

No hay comentarios:

Mi foto
El espacio, Velkrón
Anárquicoutópiconihilistadispersomistiscifilosóficomalabaricuentista... a veces.

MusicPlaylistView Profile
Create a playlist at MixPod.com